Preguntas generales.


EL DO Y LOS JUTSU.

En artes marciales, el término “Jutsu” se utiliza en referencia a las técnicas y estrategias utilizadas en el combate real. La palabra “Do” significa “El Camino”. En términos de artes marciales, el sufijo “Do” se utiliza para inferir que el entrenamiento está predominantemente enfocado al desarrollo del carácter del practicante. Por lo tanto, “Aiki-Jutsu” podría entenderse como la aplicación del Aikido en situaciones reales, y “Aiki-Do” sería la práctica del Aikido para desarrollar el carácter de sus participantes.

No por ello hay que caer en el error de que un practicante de un Jutsu es un psicópata y un practicante del un Do es como un niño, ya que la eficacia del mismo al final reside en el propio practicante. Simplemente, en los Jutsu se suele dar prioridad a la aplicación practica de la técnica, mientras que en los Do se enfatiza el desarrollo a nivel personal del practicante a través de la practica de un arte marcial.

LAS MMA Y LAS ARTES MARCIALES TRADICIONALES.

El concepto de efectividad de las Artes Marciales tradicionales nunca había sido puesto en duda, pero el los últimos años con la proliferación de las llamadas MMA (Mixed Martial Arts), y los torneos Open “sin reglas” del tipo Vale Tudo o Ultimate Fighting, dicha cuestión se ha planteado con una enorme fuerza.

Las artes marciales mixtas (a menudo conocidas por sus siglas en inglés, MMA, o AMM en español) son artes marciales que incorporan tanto golpes, como técnicas de lucha en el suelo; las artes marciales mixtas pueden ser practicadas como deporte de contacto de manera regular o en un torneo en el cual dos competidores intentan vencer cada uno a su oponente usando un amplio abanico de técnicas de artes marciales permitidas, como golpes de puño y patadas, agarres, llaves o proyecciones y palancas; el concepto artes marciales mixtas suele considerarse erróneamente como sinónimo del término “Vale Todo” (Vale Tudo en portugués) y debe diferenciarse no sólo de dicho término, sino también del término “Full Contact”.

Objetivamente hablando hay dos opiniones generalizadas al respecto. Por un lado, Los torneos “sin reglas” son lo más parecido que se puede encontrar a un enfrentamiento real, por lo que es la competición ideal para que todos los estilos prueben y demuestren libremente sus habilidades.

La mayoría de los enfrentamientos reales finalizan en el suelo, por lo que el dominio de técnicas de este tipo es fundamental, razón por la que los artistas marciales “tradicionales” no consiguen triunfos en éste tipo de torneos, ya que no se saben desenvolver en todas las distancias de combate.

Por otro lado, los torneos “sin reglas” no se corresponden con el Budo, por lo que no es adecuado el participar en ellos bajo todos los parámetros del Budo. Cabe añadir también, que las MMA están más cerca de los Jutsu(formas guerreras) que de los Do(caminos), debido a la exigencias y requisitos de las mismas. Las MMA son claramente muy exigentes, sobre todo a niveles físicos, con lo que no están al alcance de todo el mundo. Simplemente, son un enfoque “nuevo” y fresco que aporta un medio en el cual aquellos practicantes más competitivos y físicamente más preparados pueden poner toda la carne en el asador en un entorno controlado.

Como apunte generalizado, cabe añadir que las artes marciales, en general, mixtas o no, son sistemas de combate basados sobre unos parámetros concretos. Y que, al igual que como ocurre con todas las actividades humanas( deportes, arte, gastronomía, estudios, etc…), la eficacia o buen desarrollo de las mismas, depende más del ímpetu e interés del practicante, que del sistema en sí.

EL AIKIDO COMPARADO CON OTRAS ARTES MARCIALES.


Si bien el Aikido puede ser una forma de autodefensa totalmente valida. Puede llevar un tiempo y esfuerzo considerables antes de que el Aikido pueda ser utilizado eficientemente en una situación de autodefensa.

Hay muchas razones diferentes e igualmente válidas para estudiar cualquier arte marcial, como autodefensa, para un mayor crecimiento espiritual, para estar físicamente saludable, para mejorar la autoestima,etc…. Las diferentes artes marciales, y los diferentes estilos dentro de un mismo arte marcial en particular, tienden a enfatizar sobre diferentes aspectos del mismo..

Por ello, la práctica y eficacia de un arte marcial depende de las intenciones y metas del practicante.

Cabe añadir, que las “armas” de las que dispone un arte marcial, a groso modo, se puede dividir en tres grandes grupos cada uno con un nivel de complejidad diferentes:

1º Técnicas de golpeo(puñetazos, patadas, codazos, rodillazos,…atemis en general).

2º Técnicas de defensas( bloqueos, desvíos y esquivas)

3º Técnicas de proyección e inmovilizaciones (derribos, proyecciones, controles, luxaciones, etc…).

Para establecer la dificultad de cada grupo, habría que determinar que clase de técnicas una persona sin ningún tipo de preparación puede realizar puede realizar más o menos de manera eficaz, y cuales necesita cierta coordinación y conocimiento para poder realizarlas.

Partiendo de esta base, cuanto más compleja es la técnica,más coordinación psicomotriz necesita, más conocimiento de la mecánica del cuerpo humano, como resultado más tardara en aprenderse y en ser capaz de realizar una aplicación eficaz con la misma.

El Aikido es un arte que abarca un estudio amplio sobre técnicas de defensa, proyección e inmovilización, además de tener aplicaciones sobre armamento. Con lo cual, hace que de por sí mismo, para un practicante novel, el Aikido sea, como mínimo, difícil y complejo comparado con otras artes marciales, mucho menos complejas y sutiles y más accesibles.


COMBINANDO EL AIKIDO CON OTRAS ARTES MARCIALES.

En principio, no tienen porque haber ningún problema en entrenarse en diversos artes marciales al mismo tiempo, pero hay una sola cosa a la cual prestar atención. Si no has obtenido una sólida base en un arte marcial, te vas a confundir cuando comiences el segundo. El resultado será que tu progreso en ambos artes marciales serán más lentos que si te entrenas primero en uno y luego en otro.

Que tipo de arte marcial elegirás para entrenar adicionalmente con Aikido depende por supuesto enteramente de como seas tu y que tan cómodo te sientas . Una sugerencia es que si comienzas a entrenar en un arte adicional y eres un principiante, lo más diferente del Aikido es lo mejor, para evitar demasiadas confusiones.

EL ARTISTA MARCIAL Y LA ESPIRITUALIDAD.

Es frecuente, dado el origen oriental de muchas artes marciales, que en la practica podamos encontrar términos relacionados con la energía interior, la armonía espiritual, el ki del universo, etc…No hay que olvidar que una de las diferencias más importantes entre las culturas occidentales y orientales, es que en occidente se tienden a realizar el estudio de las cosas por separado(cuerpo(educación física), mente(psicología) y espíritu(religión)), mientras que en occidente se suelen estudiar las cosas desde la totalidad del conjunto como uno solo. Por esta razón, es habitual , que el practicante marcial se encuentre confuso en la práctica de artes marciales con un enfoque más espiritual o intelectual. Aspectos que suelen tener una fuerte presencia en las artes marciales orientales.

Desde el punto de vista científico y practico, la espiritualidad, considerada como un sistema interno de creencias, produce el sentimiento de vivir con un sentido,estimula la esperanza, refuerza las normas sociales positivas, y proporciona una red social de apoyo,. Todos ellos elementos que mejoran el bienestar personal. En conjunto, destinado a a inculcar actitudes hacia los demás como la amabilidad o el altruismo. Porque, en definitiva, la gente feliz es más tolerante, creativa y productiva, según los científicos.


Sin embargo, las prácticas religiosas (como ir a la iglesia, rezar o meditar) no influyen en el nivel de felicidad. La espiritualidad podría describirse como el hecho de tener un sistema interior de creencias, mientras que la religiosidad es una actividad más organizada y externa, que puede estar basada en una iglesia, un libro, unas prácticas o rituales, etc.

EL CONCEPTO DEL KI

El concepto de ki es uno de los más difíciles asociado con la filosofía y la práctica del Aikido. Ya que la palabra “Aikido” significa algo así como: “el camino de armonía con el ki” no es muy sorprendente que muchos aikidokas estén interesados en entender que se supone que es el ki.

Etimológicamente, la palabra “ki” deriva del chino “chi”. En la filosofía china, chi era un concepto invocado para distinguir las cosas vivas de las no vivas. Pero a medida que la filosofía china se desarrolló, el concepto de chi adquirió una gama más amplia de significados e interpretaciones. En base a algunas opiniones, el chi fue desarrollado para ser el principio material explicativo más básico – la sustancia metafísica de la que están hechas todas las cosas. Las diferencias entre las cosas no dependía de que si algunas cosas tenían chi y otras no, sino de un principio (li, japonés = ri) que determinaba cómo el chi estaba organizado y funcionaba (la visión aquí tiene una semejanza con la forma metafísica de la materia de la antigua Grecia).

El aikidoka moderno está menos preocupado por la historiografía del concepto de ki que por la pregunta de que si el término “ki” denota algo real y, si es así, qué denota. Han habido algunos intentos por demostrar la existencia objetiva del ki como una clase de “energía” o “sustancia” que fluye dentro del cuerpo (especialmente a lo largo de ciertos canales, llamados “meridianos”). Sin embargo, no hay hasta ahora estudios serios que demuestran concluyentemente la existencia del ki.

La medicina china tradicional hace referencia al ki/chi como una entidad teórica, y algunas terapias basadas en este marco de trabajo han demostrado producir más beneficios positivos que un placebo, pero es enteramente posible que el éxito de dichas terapias se explique mejor de otras maneras que suponiendo la verdad de la teoría de ki/chi. Mucha gente dice que ciertas formas de ejercicio o de concentración les permiten sentir el ki fluyendo en sus cuerpos. Puesto que tales afirmaciones son subjetivas, no pueden constituir la evidencia objetiva de la existencia del ki como una “cosa”. Ni tampoco las historias anecdóticas de los efectos terapéuticos de varias prácticas del ki constituyen evidencia de la existencia objetiva del ki – las evidencias anecdóticas no tienen el mismo status evidencial que la evidencia fundada en resultados de experimentos que impliquen controles estrictos. Una vez más, puede ser que el ki exista como un fenómeno objetivo, pero hasta ahora falta evidencia confiable para apoyar esta visión.

Hay varios aikidokas que afirman poder demostrar la existencia (objetiva) del ki realizando varias clases de hazañas. Una de esas hazañas, que es muy popular, es el famoso “Brazo indoblable”. En este ejercicio, una persona extiende su brazo, mientras que otra persona, intenta doblarlo. Primero cierra el puño y aprieta los músculos en su brazo, en esta situación se puede generalmente doblar el brazo. Después, relaja el brazo (pero lo deja extendido) y ” extiende el ki” (ya que “extender el ki” no es algo que la mayoría de los que recién empiezan aikido saben exactamente como hacer, a menudo se aconseja simplemente pensar en su brazo como agua que sale de una manguera, o una metáfora similar). Esta vez, se hace mucho más difícil doblar el brazo.

La conclusión se supone que es la fuerza, la actividad del ki que explica la diferencia. Sin embargo, hay explicaciones alternativas dentro del vocabulario o del alcance de la física (o, quizás, de la psicología) que son completamente capaces de explicar este fenómeno (cambios sutiles en la posición del cuerpo, por ejemplo). Además, el hecho de que sea difícil filtrar los sesgos y las expectativas de los participantes en tales demostraciones, hace todo más cuestionable si proporcionan evidencia confiable para la existencia objetiva del ki.

No todos los aikidokas creen que el ki es una clase de “sustancia” o “energía.” Para algunos aikidokas, el ki es un concepto que cubra intenciones, ímpetu, voluntad, y atención. Si uno evita la visión de que el ki es una materia que puede literalmente ser extendida, ampliar el ki es adoptar una integridad física y psicológicamente positiva. Esto maximiza la eficacia y la adaptabilidad de los movimientos propios, dando por resultado una técnica más fuerte y un sentimiento de afirmación propia y en el compañero.

Independientemente si uno elige tomar una postura realista o no con respecto a la existencia objetiva del ki, no hay duda que hay más en Aikido que la mera manipulación física del cuerpo de otra persona. El Aikido requiere de una sensibilidad a diversas variables tales como la sincronización, el ímpetu, el equilibrio, la velocidad y la potencia de un ataque, y especialmente al estado psicológico del compañero (o de un atacante).

Además, para ampliar el punto de que el Aikido no es un sistema para ganar control físico sobre otros, más bien un vehículo para el mejoramiento personal , no hay duda que el cultivo de la integridad física y psicológica positiva es una parte importante de Aikido o cualquier otro arte marcial.

EL ARTISTA MARCIAL Y EL MIEDO.

Uno de los aspectos sobre los que se suele trabajar dentro de las arte marciales es el miedo. El miedo es una angustia causada por una idea de peligro real o imaginario. Es una pasión del ánimo que se mueve a rehusar las cosas dañinas o arriesgadas o a huir de ellas, es estar en estado de recelo de o por un daño próximo. Este es un sentimiento inherente a todo humano normal. Es la facultad que posee, para poder sobrevivir y conservar su especie.

El temor dentro del guerrero próximo a desarrollar un combate,es algo natural y sano, puesto que está observando el alcance del resultado de una situación, en este caso la posibilidad de resultar herido o, en el peor de los casos, muerto. Aún invadido por este sentimiento pre competitivo o pre combativo de no saber a que o a quienes se enfrenta (temor a lo desconocido), resulta indispensable e imperativo un

redireccionamiento de toda esa energía que lo irrumpe, lo inmoviliza y lo paraliza.

Es por ello que para lograr este objetivo es necesario desarrollar una actitud de auto confianza y autoestima superlativa, mediante mucho entrenamiento en lo mental, físico y espiritual. Esta es probablemente, uno de los motivos importantes por los cuales es aconsejable la práctica de un arte marcial.

EL SALUDO.

El saludo puede ser una expresión de respecto. Como tal, indica una actitud abierta y de buena voluntad para aprender de los profesores y compañeros. Saludar a un compañero puede servir para recordarte que tu compañero es una persona – no un maniquí de práctica. Siempre entrene dentro de los límites de la habilidad de su compañero.

El saludo inicial, que significa el principio de la práctica formal, es como un “listo, empecemos” pronunciado al principio de un examen. Mientras esté en la clase, usted debe comportarse de acuerdo con ciertos estándares de conducta. La clase del Aikido debe ser como un mundo en sí mismo. Mientras se esté en este “mundo” su atención se debe estar centrada en la práctica del Aikido. El saludo hacia fuera es como la señalización de una vuelta al mundo cotidiano.

Cuando salude al instructor, al principio de la práctica, o a un compañero al principio de una técnica a menudo se considera apropiado decir “onegai shimasu”; (literalmente: “Pido un favor”) y al saludar al instructor al final de la clase o a un compañero al final de una técnica se considera apropiado decir “domo arigato gozaimashita” (“gracias”).

<!– @page { margin: 2cm } P { margin-bottom: 0.21cm } –>

ETIQUETA DEL DOJO JAPONES TRADICIONAL.

El cuidado apropiado de la etiqueta es tan parte del entrenamiento como son las técnicas de aprendizaje. En muchos casos el apropiado cuidado de la etiqueta requiere dejar de lado el orgullo propio o la comodidad. La etiqueta no solo debe ser considerada importante dentro el dojo. Las reglas de etiqueta pueden variar de un dojo u organización a otra, pero las siguientes normas son prácticamente comunes.

1. – Cuando se entra o sale del dojo, es apropiado saludar en dirección a la foto de O´Sensei, el

kamiza, al frente del dojo. Se debe también saludar cuando entra o deja el tatami.

2.- No se puede llevar ningún tipo de calzado sobre el tatami

3.- Ser puntual Los estudiantes deben alinearse y sentarse en seiza aproximadamente 3-5 minutos antes del

comienzo oficial de la clase. Si se llega tarde, siéntese silenciosamente en seiza en el borde del tatami hasta

que el instructor le conceda permiso para unirse a la práctica.

4.- Si se tiene que dejar el tatami o el dojo por cualquier razón durante la clase, hay que acercarse al

instructor y pedir permiso.

5.- Hay evitar sentarse apoyado contra las paredes o con sus piernas estiradas. Se debe sentar en seiza o con

las piernas cruzadas.

6.- Hay que quitarse los relojes, los anillos, los aros, etc. antes de la práctica porque puede enganchar el pelo,

la piel o la ropa de su compañero y puede lastimarse o lastimarlo.

7. – No se trae comida o bebidas al tatami.

8.- Por favor, mantenga sus uñas (y especialmente los uñas de los pies) limpias y cortas.

9. – Hablar lo menos posible durante la clase. Si hay una conversación, debe referirse a una cosa.

Aikido. Es particularmente descortés hablar mientras que el instructor le está hablando a la clase.

10.- Si se está teniendo problemas con una técnica, no le grite al instructor para pedirle ayuda. Primero, hay

que resolver la técnica mirando a los otros. La observación eficaz es una capacidad que cada practicante

debe esforzarse por desarrollar tanto como cualquier otra en su entrenamiento. Si todavía se tiene

problemas, se aprçoxima al instructor en un momento conveniente y pida ayuda.

11. – Procurar mantener el equipamiento de entrenamiento limpio, sano y libre de olores ofensivos.

15- Hay que cambiarse solo en lugares designados, no en el tatami.

16.- Hay que recordar que se está en la clase para aprender, y no para gratificar su ego. Por lo tanto se

aconseja tener una actitud de receptiva y humilde.

17.- Se considera cordial saludar al instructor después de haber recibido asistencia o alguna corrección.

FILOSOFÍA Y REGLAS BÁSICAS A SEGUIR POR TODO ARTISTA MARCIAL.

1.- La llegada al Dojo empieza siempre por el saludo y se responde siempre con el.

2.- La discreción, la sobriedad, la vigilancia y la humildad forman parte del aprendizaje del alumno que

progresa.

3.- El aprendizaje se mide más por la actitud que por la forma.

4.– Respetar la ignorancia del principiante.

5.- Respetar los conocimientos del Maestro, del Sensei, de los alumnos.

6.- En el Dojo, la tenue vestimenta es el reflejo del espíritu.

7.- Cultivar el autocontrol.

8.- El Dojo continua fuera del Dojo.

9.- Trabajar para la perfección del carácter, la lealtad y la sinceridad.

10.- Cultivar el espíritu del esfuerzo y perseverancia.


ETIQUETA DEL DOJO JAPONES TRADICIONAL.

El cuidado apropiado de la etiqueta es tan parte del entrenamiento como son las técnicas de aprendizaje. En muchos casos el apropiado cuidado de la etiqueta requiere dejar de lado el orgullo propio o la comodidad. La etiqueta no solo debe ser considerada importante dentro el dojo. Las reglas de etiqueta pueden variar de un dojo u organización a otra, pero las siguientes normas son prácticamente comunes.

1. – Cuando se entra o sale del dojo, es apropiado saludar en dirección a la foto de O´Sensei, el

kamiza, al frente del dojo. Se debe también saludar cuando entra o deja el tatami.

2.- No se puede llevar ningún tipo de calzado sobre el tatami

3.- Ser puntual Los estudiantes deben alinearse y sentarse en seiza aproximadamente 3-5 minutos antes del

comienzo oficial de la clase. Si se llega tarde, siéntese silenciosamente en seiza en el borde del tatami hasta

que el instructor le conceda permiso para unirse a la práctica.

4.- Si se tiene que dejar el tatami o el dojo por cualquier razón durante la clase, hay que acercarse al

instructor y pedir permiso.

5.- Hay evitar sentarse apoyado contra las paredes o con sus piernas estiradas. Se debe sentar en seiza o con

las piernas cruzadas.

6.- Hay que quitarse los relojes, los anillos, los aros, etc. antes de la práctica porque puede enganchar el pelo,

la piel o la ropa de su compañero y puede lastimarse o lastimarlo.

7. – No se trae comida o bebidas al tatami.

8.- Por favor, mantenga sus uñas (y especialmente los uñas de los pies) limpias y cortas.

9. – Hablar lo menos posible durante la clase. Si hay una conversación, debe referirse a una cosa.

Aikido. Es particularmente descortés hablar mientras que el instructor le está hablando a la clase.

10.- Si se está teniendo problemas con una técnica, no le grite al instructor para pedirle ayuda. Primero, hay

que resolver la técnica mirando a los otros. La observación eficaz es una capacidad que cada practicante

debe esforzarse por desarrollar tanto como cualquier otra en su entrenamiento. Si todavía se tiene

problemas, se aprçoxima al instructor en un momento conveniente y pida ayuda.

11. – Procurar mantener el equipamiento de entrenamiento limpio, sano y libre de olores ofensivos.

15- Hay que cambiarse solo en lugares designados, no en el tatami.

16.- Hay que recordar que se está en la clase para aprender, y no para gratificar su ego. Por lo tanto se

aconseja tener una actitud de receptiva y humilde.

17.- Se considera cordial saludar al instructor después de haber recibido asistencia o alguna corrección.

FILOSOFÍA Y REGLAS BÁSICAS A SEGUIR POR TODO ARTISTA MARCIAL.

1.- La llegada al Dojo empieza siempre por el saludo y se responde siempre con el.

2.- La discreción, la sobriedad, la vigilancia y la humildad forman parte del aprendizaje del alumno que

progresa.

3.- El aprendizaje se mide más por la actitud que por la forma.

4.– Respetar la ignorancia del principiante.

5.- Respetar los conocimientos del Maestro, del Sensei, de los alumnos.

6.- En el Dojo, la tenue vestimenta es el reflejo del espíritu.

7.- Cultivar el autocontrol.

8.- El Dojo continua fuera del Dojo.

9.- Trabajar para la perfección del carácter, la lealtad y la sinceridad.

10.- Cultivar el espíritu del esfuerzo y perseverancia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *